Letra de La Casa Por La Ventana de Joaquín Sabina
Letras de canciones
Artista / Banda: # A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z
Buscar:


Letras de canciones >> Letras de Joaquín Sabina >> Esta Boca Es Mía >> La Casa Por La Ventana

La Casa Por La Ventana

Joaquín Sabina





Quemaron todas las naves 
para iniciar una nueva vida 
pagaron cara la llave 
falsa de la tierra prometida. 
Pero, en lugar del Caribe, 
con su bachata, con sus palmeras, 
la madre patria recibe 
al inmigrante por peteneras. 

Y no es bona Barcelona 
cuando la bolsa, primo, no sona 
y gana el cholo en Madrid 
menos que un perro sin pedigrí, 
y el mestizo por Sevilla, 
va dando cantes por pesadillas, 
y, si dos vascos atracan 
a un farmacéutico en Vigo 
jura el testigo que eran sudacas. 

Y cada fin de semana 
tiran la casa por la ventana 
marcándose un agarrado 
en El Café del Mercado 
que no es lo mismo que el Tropicana. 

Se matan haciendo camas, 
vendiendo besos, lustrando suelos, 
si pica el hambre en la rama 
la tortolita levanta el vuelo. 

Y, en plazoletas y cines, 
por un jergón y un plato de sopa, 
con una alfombra y un Kleenex 
le sacan brillo al culo de Europa. 

Y, el cuerpo de policía 
viene con leyes de extranjería 
y, al moro de la patera, 
le corta el rollo una patrullera, 
y, al mulato sabrosón, 
le dan en toda la inquisición, 
y, al gitanito, la ola 
malaje y paya le quema 
el tejadillo de la chabola. 

Y cada fin de semana 
tiran la casa por la ventana 
chilabas y desayuno 
de kifi con té moruno 
y escriben cartas a la sultana. 

Y cada fin de semana 
con sus caderas dominicanas, 
compadre, una guarachita, 
candomde, samba o rumbita... 
¿o es que nunca estuvo en la Habana? 

Y el coreano currela 
vendiendo rollos de plimavela, 
y, en bares porno el paquete 
de guineano cuesta un billete, 
y, al almacén del judío, 
van seis niñatos buscando lío, 
y el ingeniero polaco 
que vino huyendo del frío 
ya es mayordomo del tío del saco. 

Y cada fin de semana 
tiran la casa por la ventana 
y, mientras planchan un traje, 
su corazón de viaje 
se va cantando La Varsoviana. 

Y cada fin de semana 
queda el negrito 
con la ucraniana, 
y bailan polca y pasito, 
y soplan vodka y mojito 
y vuelven trompas por la mañana.



Escribir comentarios:
Para escribir un comentario, es necesario estar registrado. Si ya tienes una cuenta, tienes que loguearte.